Seguidores

martes, 28 de diciembre de 2010

Une histoire courte


Une histoire courte


Es una de esas historias que el mundo ha oido de un amigo, de un amigo, que le dijo..., A mí, me la conto mi Xana, la del regueiro,

...Cuentan, ...que una vez , hace muchos años existió en estos bosques un campesino sin sueños, ni deseos, ni fantasía,
aparentemente su vida era normal, nada lo distinguia de los demas de su especie,
pero era incapaz de soñar y de fantasear y aunque lo intentaba, siempre encontraba la manera de romperlos en mil pedazos.
- Tampoco era tan importante no soñar !- ,- al fin y al cabo , los sueños, sueños son y de ilusiones no se vive - . se decía a sí mismo, orgulloso de su pragmatismo.

Cierto dia de Noviembre , caminando por un bosquecillo cercano,
descubrió un objeto extraño plateado; sobresalia debajo de un árbol y brillaba de manera extraña.
Dudó en acercarse o seguir,
seguramente sería algo sin importancia,
tonterias! no sera nada ,
_BAH!!_ se dijo a sí mismo, como tantas veces.
y siguió su camino.
Pero, a lo largo de la mañana, pensó varias veces,
sobre que podia haber sido aquello,...
mientras haciá las lentejas, o tendía la ropa,
no dejaba de preguntarse que seria aquello .
Una y otra vez volvía a contestarse ,que no era nada.

A la mañana siguiente, recorrió el mismo camino de manera insconsciente y casi sin darse cuenta, estaba otravez al lado de aquel objeto.
Hoy, aun brillaba mas.
Su pensadera era la misma , que si vaya tonteria, que seguramente era una basurilla, que,...
pero esta vez pudo mas la curiosidad
y de una manera falsamente desinteresada, lo intentó desenterrar con el pie,sin conseguirlo,
así que´, no le quedo mas remedio que arrodillarse y utilizar las dos manos para desincrustar lo que allí tan celosamente guardaba la tierra.
Mientras hincaba sus manos en la arena seca no dejaba de regañarse a si mismo por semejante comportamiento absurdo,
pero ya no podia parar.
una vez desenterrado aquel objeto brillante resulto ser una varita mágica,
de esas de plastico ,que venden con los disfraces.

-menuda tonteria- , se dijo a si mismo,
-quien habra venido hasta aqui, para enterrar este trozo de plastico sin sentido- , con el ceño tremendamente fruncido, sacudia de arena y la limpiaba con un mimo especial .
- Que estupidez!-,
- de quien será?- ,
- aqui no vienen niños-, ...
lo insolito y absurdo del descubrimiento le mantenia perplejo,
sus preguntas no tenian respuesta .
Y Que podía hacer ahora con "esto"
alguien ha venido hasta aqui para enterrarlo y?...
Sus pensamientos iban y venian entre fascinación y desespero.

Y si fuera una varita de verdad,? se avergonzaba de pensarlo, queBAH!
pero y si lo fuera?..
QUE HAGO?

Se sento con las piernas cruzadas y
fantaseo sobre lo que haria si la varita le premitiera pedir deseos,
que es lo que realmente deseaba?.
No eran riquezas, no era fama,
Que era eso que deseaba, y que solo puede conseguir una varita magica?.

que hizo?


a) la vuelve a enterrar y sE va por donde ha venido.
b) se la lleva y dedica el resto de su vida a conceder deseos
c) Viene la hada que la había enterrado y le convierte en oso hormiguero
d) cuentame tu final



Hace muchas lunas que escribi, este cuento, hace muchisimas lunas que enterre mi varita en un bosque cercano, con la esperanza de volver a creer en la magia, no la de las cuentos, sino la de las personas, la del amor. Era un dia de invierno como hoy y tambien se acababa el año. Un año crucial para mi futuro. La enterre con la esperanza de volver a recuperarla algun día, o con el sueño eterno de que alguien la rescatara para mí. Deamasiadas estaciones han pasado, ... Me temo que ya no existira mi varita mágica, se habra fundido con la tierra, se habra hecho añicos. Y ,.. me pregunto, si deberia de ir a ver que paso con ella..., por si encuentro respuestas a alguna de las miles de preguntas, quiza, me haya convertido en el leñador de mi propio cuento.

....

4 comentarios:

  1. Agarró la varita y... ¡encontró trabajo! Un gran acto de magia, milagro o efecto de la mayor de las hadas. :)
    Bonito espacio Xana, pásate por mi humilde morada cuando plazcas.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Mientra escribo, pienso
    y pensando recuerdo que una buena escucha es eso, escucha.
    "La enterré con la esperanza de volver a recuperarla algún día, o con el sueño eterno de que alguien la rescatara para mí."

    Dandole vueltas me tienes Xana....

    YA sABes, me encantas!!!

    ResponderEliminar
  3. P.D
    La clave está en la palabra "eterno".
    Pesa demasiado, y la vida se vive una vez. El tiempo se escapa entre los dedos como el agua.
    Y si la enterraste por algo seria.

    ResponderEliminar
  4. El buen hombre, que bastante tenía ya con la crudeza del campo, la esterilidad de un matrimonio que hacía aguas, y la incertidumbre de un futuro para sus hijos. Decidió que lo suyo no era la magia y que no estaba él para desenterrar al niño que nunca pudo disfrutar de su niñez. Así que, se dispuso a dejar la varita en el lugar donde la encontró y cuando comenzaba a retirarse a sus quehaceres, algo le paró en seco. Volvió a desenterrar la varita y le susurró, algo que nadie pudo escuchar excepto yo, a una de sus puntas. "Si existe la magia, vuelve a quien en otro tiempo te dio buen uso y haz que la vida nos sonría un poco más" Dicho esto, esbozó una sonrisa y dejó la varita medio enterrada exactamente igual que la había encontrado. Después con una aparente armonía, se retiró. La varita brillo im perceptiblemente pero su resplandor tuvo un efecto envolvente en todo aquel rincón mágico del Regueiro.

    ResponderEliminar